By - - 0 Comments

Lamentablemente el ciberbullying es una de las nuevas amenazas a las que nos encontramos expuestos, nadie se encuentra exento,  sin embargo, ante este peligro los más vulnerables son los niños.

Ahora es muy común ver a los niños  haciendo uso de smartphones, tablets y computadoras, y ahora siempre con conexión a internet por lo que pueden navegar en redes sociales, tener mensajería instantánea y jugar cuando ellos o los padres se los permitan. Sin duda este es un gran beneficio para esta nueva generación, antes nos teníamos que conformar con investigar en Encarta, pero estas nuevas ventajas traen consigo nuevas amenazas para los pequeños de la casa.

¿Qué es el Ciberbullying?

El Ciberbullying es la versión digital del bullying, de modo que en general cuando el hostigamiento llega a las redes sociales y a Internet, es porque ya pudo haber sucedido en el mundo físico, ya sea en la escuela, gimnasio o club.

Esta amenaza consiste en dañar, amenazar o humillar a una persona o grupo a través de medios digitales. Las formas más comunes son la difusión de falsos rumores, videos o fotos humillantes, montajes fotográficos o memes para viralizar y la creación de perfiles o sitios para agredir a la víctima. Suele expandirse viralmente por la web y puede ser difícil de detener. Por tal motivo, resulta invasivo y perjudicial, y como puede quedar en la red durante mucho tiempo, afecta a largo plazo a quien lo sufre.

¿Cómo prevenir el Ciberbullying?

Para prevenir el Ciberbullying resulta fundamental la educación por parte de los padres y docentes para brindar a los chicos todas las herramientas necesarias para que hagan un uso responsable, adecuado y productivo de Internet, tomando siempre en cuenta las normas de seguridad que les garantice permanecer sanos y salvos ante cualquier enemigo.

El equipo de ESET nos da estos consejos para prevenir el Ciberbullying:

  • Mantener siempre una relación de confianza para que el niño se sienta cómodo de contar si está asustado o se ve amenazado en Internet. Además, es importante conversar con los chicos acerca de los cuidados que deben tener, como mantener en privado su información personal, sus contraseñas, sus fotos y videos.
  • Es recomendable monitorear su navegación mediante un software con control parental.
  • Establecer reglas para el uso de la tecnología como horarios y lugares para conectarse, modos de actuar ante algún mensaje sospechoso, criterios para aceptar nuevos contactos, entre otros.
  • Por último, en caso de ver una situación de Ciberbullying, es primordial solidarizarse con la víctima sin compartir ni fomentar el acoso; de esta forma los bullies no tendrán audiencia ni espacio para continuar con el hostigamiento.